Francisco en Medellín: “Lo esencial, renovarse e involucrarse”

El Papa se “graduó” de antioqueño con poncho, carriel y sombrero

La imagen puede contener: 2 personas, personas sonriendo, personas de pie y sombrero

Más de 800.000 personas en la misa campal celebrada en el aeropuerto Olaya Herrera.  Visitará La Macarena y los hogares San José.

El Papa Francisco pidió este sábado a los católicos que tengan un estilo de vida que se traduzca en hechos de no violencia, de reconciliación y de paz, en la homilía de la misa multitudinaria que celebró en el aeropuerto Enrique Olaya Herrera en Medellín.

Ante cientos de miles de personas que sufrieron horas de lluvia, Francisco dedicó la homilía de hoy al “discipulado”, la manera en la que los fieles católicos deben seguir a Jesús.

“En Colombia hay tantas situaciones que reclaman de los discípulos el estilo de vida de Jesús, particularmente el amor convertido en hechos de no violencia, de reconciliación y de paz”, les dijo.

“Lo primero, ir a lo esencial, que es más bien ir a lo profundo, a lo que cuenta y tiene valor para la vida”, dijo.

FOTO @episcopadocol

Y agregó: “Jesús enseña que la relación con Dios no puede ser un apego frío a normas y leyes, ni tampoco un cumplimiento de ciertos actos externos que no llevan a un cambio real de vida”.

Indicó a los católicos que no solo basen su experiencia religiosa en “una costumbre, porque contamos con un certificado de bautismo, sino que debe partir de una viva experiencia de Dios y de su amor”.

El segundo consejo que dio a los fieles católicos el papa fue el de “renovarse”.

“La renovación no nos debe dar miedo. La Iglesia está siempre en renovación. No se renueva a su antojo, sino que lo hace firme y bien fundada en la fe, sin apartarse de la esperanza transmitida por la Buena Noticia”, explicó.

La tercera aptitud sugerida por el papa fue involucrarse, “aunque para algunos eso parezca ensuciarse, mancharse”.

“No podemos ser cristianos que alcen continuamente el estandarte de ‘prohibido el paso’, ni considerar que esta parcela es mía, adueñándome de algo que no es absolutamente mío. La Iglesia no es nuestra, es de Dios”, aseveró.

La Iglesia no es una aduana porque debe tener las puertas abiertas”, agregó improvisando sobre su discurso escrito.

Al respecto puso el ejemplo de San Pedro Claver, cuyo lema de vida fue “esclavo de los negros para siempre” porque “comprendió, como discípulo de Jesús, que no podía permanecer indiferente ante el sufrimiento de los más desamparados y ultrajados de su época y que tenía que hacer algo para aliviarlo”.

También exhortó a la Iglesia en Colombia a “empeñarse con mayor audacia en la formación de discípulos misioneros”.

“Discípulos misioneros que saben ver, sin miopías heredadas; que examinan la realidad desde los ojos y el corazón de Jesús”, subrayó.

Francisco concluyó con un llamamiento a los fieles católicos: “Suman con todas sus fuerzas el seguimiento de Jesús, conózcanlo, déjense convocar e instruir por Él, anúncienlo con la mayor alegría”.

Hermanos y hermanas, la Iglesia en Colombia:

Pidamos a través de la intercesión de nuestra Madre, Nuestra Señora de la Candelaria, que nos acompañe en nuestro camino de discípulos, para que poniendo nuestra vida en Cristo, seamos simplemente misioneros que llevemos la luz y la alegría del Evangelio a todas las gentes”.

El sumo pontífice usó este vehículo de tres ruedas para ir a reunirse con las comunidades religiosas en el centro de eventos La Macarena.

Motocarro del papa en Medellín.

A lo largo de la pista del aeropuerto fueron ubicadas doce pantallas gigantes, para lo cual fue necesario que Empresas Públicas de Medellín trajera la energía desde tres subestaciones cercanas, pues la pista del Olaya no cuenta con iluminación debido a que su operación es diurna.

Para la celebración de la misa campal fue trasladado el altar de la iglesia de Nuestra Señora de la Candelaria, “el mismo que estuvo en la misa del papa Juan Pablo II hace 31 años. Tiene más de 400 años, el escudo de la Villa de la Candelaria, pero además trajimos el cuadro de Nuestra Señora de la Candelaria, el cual llegó a Medellín antes de que se constituyera en ciudad. Este cuadro ha acompañado todos los acontecimientos de ciudad desde siempre”, comenta el padre Martínez.

Junto al altar estuvo el Cristo de la Esperanza, una obra de Cristóbal Gaviria encargada por la Gobernación de Antioquia. Tiene cuatro metros de alto por dos de ancho y está elaborado en bronce a la cera perdida con un crucifijo de hierro. “El altar fue decorado adelante con 70 silletas monumentales y tradicionales en un homenaje al Papa de nuestra ciudad”, manifestó el alcalde Federico Gutiérrez. Los niños y jóvenes de la red de escuelas de música de la ciudad interpretaron los instrumentos, y un grupo de personas que cantan en las iglesias hicieron lo propio.

Durante la misa concelebrada por 2.150 sacerdotes , se repartiron 550.000 hostias a mano de 1.500 personas seleccionadas por la Arquidiócesis. Fueron en total 6.200 los voluntarios que apoyaron la labor pastoral. Muy cerca del altar se sentaron los invitados especiales: silleteros, sacerdotes, 500 enfermos con acompañantes, 60 presos con sus guardias, 100 sordos, personas de talla baja, habitantes de calle y autoridades civiles y militares de la ciudad y el departamento, con del presidente Juan Manuel Santos y su comitiva, a la cabeza.

La Alcaldía habilitó una sala de prensa para los más de 1.200 periodistas nacionales e internacionales. Además, 6.000 policías y 1.000 militares llegaron a la ciudad para reforzar la seguridad.

Finalizada la eucaristía, el papa se dirigió al Seminario Mayor a descansar y almorzar, antes de continuar su agenda. Le dimos  pollo, porque no podemos darle comida pesada que afecte su salud. Allí, en el Seminario, también se lucieron ocho silletas con los escudos de Medellín, el Vaticano y el Papa, porque a Francisco le gustan las flores.

También recibió una réplica del Cristo de la Esperanza y las llaves de la ciudad, elaboradas especialmente para él, con símbolos como el metro, Metrocable, la catedral y obras de Botero, etc. Además recibirá un presente de la Arquidiócesis. “Además una réplica del cuadro de La Candelaria. Ella es la patrona de la ciudad de Medellín, no de la Arquidiócesis. Hace un tiempo el arzobispo hizo la solicitud para que fuera también nuestra patrona por haber acompañado el acontecer de la ciudad. A finales de enero llegó la carta del Papa reconociendo a la Virgen como patrona de Medellín.

Más de 5.000 regalos para su santidad, entre cuadros, poemas, cartas, bordados, esculturas y demás, que llegaron, de parte de los fieles, se los remitirán al avión de Avianca, el Pastor 1, para su entrega en Roma.

Otras actividades del papa en Medellín

Resultado de imagen para hogares san jose en medellinEn la tarde, el papa Francisco visitó los hogares San José, una obra de la Iglesia que acoge a 1.100 niños huérfanos. “Lo recibieron con una ofrenda floral, para que él la deposite ante San José. Cantaron el himno al patrono del Hogar, y una de las niñas, Claudia, de 13 años, le dedico unas palabras.

Claudia lleva once años en el hogar y tiene una historia trágica, como muchos de los niños. “Llegó cuando tenía dos años, con ocho hermanitos, primos y vecinos, luego de que la guerrilla cometiera una masacre y asesinara a sus padres y tíos. Ya lo ha podido superar. Es una historia que se repite en nuestro país”, agregó Santamaría.

A las 3:30 fue el primer recorrido en papamóvil, desde el barrio Boston, donde está ubicado el hogar San José, pasando por la avenida La Playa, La Oriental y San Juan, hasta llegar a La Macarena.

FOTO ALEX HEREIRA

Resultado de imagen para santa madre LauraEn La Macarena, el pontífice se reunió con sacerdotes, religiosas y seminaristas. Allí le hizo un reconocimiento a la ciudad por ser la capital mundial de las vocaciones. Oró frente a las reliquias de la santa madre Laura y las bendijo. Sobre las 5:30 de la tarde hará el segundo recorrido en papamóvil.

Luego partió por la autopista Sur hasta la calle 10, rumbo al aeropuerto Olaya Herrera, donde abordó el Pastor 1 hacia Bogotá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *