Mujica: La derecha quiere detener a Lula porque él “mitiga” las desigualdades

La situación del histórico dirigente sindical y expresidente de Brasil, Lula da Silva, cada vez es más complicada. El miércoles pasado el Tribunal Federal 4 de Porto Alegre confirmó la condena y aumentó la pena a 12 años del histórico dirigente, quien a pesar de esta situación ratificó su candidatura para las próximas elecciones de octubre.

Resultado de imagen para lula y mujica

En URUGUAY, este contexto no ha sido ignorado por el Frente Amplio y muchos de sus actores han sostenido  que significa una maniobra política, orquestada por la derecha, para que da Silva – quien es el favorito en las encuestas- no llegue al gobierno.

El expresidente de la República, José Mujica declaró que lo que se quiere con las acusaciones de corrupción contra Lula es detener el proyecto que trata de mitigar las desigualdades sociales que tiene Brasil, el cual es uno de los países “más injustos” del mundo.

“No es un problema contra Lula, sino contra lo que representa y lo que puede intentar reproducir en una función de gobierno. Porque no podemos separar esto de lo que ha pasado en Brasil con un golpe de Estado de carácter parlamentario, con un Congreso cuestionado”, añadió. Según el ex mandatario, “cada día que pasa, Lula se afirma más en el consenso de mucha gente. Y no creo que sea tanto por la innegable simpatía que se le tiene, que es muy fuerte, sino que, de rebote, las consecuencias de las reformas reaccionarias que están haciendo políticamente recaen como un recuerdo a favor de Lula”, afirmó a “Sputnik News”.

“Lo que han querido pintar con Lula es que él es un corrupto, pero en realidad esto es una maniobra política para que él no sea candidato en las elecciones ya que si lo fuera, seguro gana”, declaró  el ex senador del MPP Ernesto Agazzi. “Si él llega a la presidencia, vuelve el modelo de país que distribuye la riqueza, teniendo en cuenta las necesidades de los sectores más necesitados”. “Eso fue lo que hizo Lula”, sacó a 40 millones de personas del hambre con su “programa famoso”, el cual es visto en el mundo como un “proyecto bueno y deseable”, sostiene.

Según sus palabras,  todo eso se hizo con los recursos de los “sectores más poderosos”, quienes están “operando”, a través de la Justicia,  para que “Lula no sea el presidente de Brasil”. Esta “escusa” de un apartamento en un balneario famoso de Brasil es “increíble”, porque “la denuncia la hace un empresario corrupto, que está detenido por corrupción, y él hace declaraciones acusando a Lula para que le alivien la pena”.

Las declaraciones no son “suficientes”; lo que dice la Ley es que después de una acusación, hay que probarla. “Esto es una escusa, tiene un fin político de definir el modelo de Brasil a favor de losgrupos privilegiados, concentradores de la riqueza y no permitir que las mayorías necesitadas y excluidas de Brasil tengan el tratamiento que merecen”.

Resultado de imagen para pepe y lula

Por último, Agazzi definió a Lula como un “luchador sindical” que enfrentó a la dictadura y fortaleció a los sindicatos durante ese periodo. “Fue el primer líder sindical que se convirtió en presidente de un país. Ahora lo quieren acusar sin ninguna prueba. Lo complicado de esto es que los jueces tomen decisiones no guiados por lo que dice la Constitución y las leyes, sino que lo hagan por medio de un sentimiento subjetivo que ellos tienen del proyecto de país en el que se sienten más cómodos. En este caso, hay una privatización de la Justicia en nombre de los intereses de los sectores que la ejercen”.

No pueden comprobar que hubo corrupción aunque lo intentan con todas sus fuerzas”

Jeferson Oliveira Fernandes, diputado brasileño perteneciente al Partido de los Trabajadores, declaró a LA REPÚBLICA que la derecha “montó” e “incriminó” a Lula. “Nadie se podría imaginar que podría acontecer algo así. Lula pagó programas sociales y fue penalizado por eso. La prueba de que no hubo nada de ilegal es que no pueden comprobar que hubo corrupción aunque lo intentan con todas sus fuerzas”.

Mencionó que en cambio hay “mucha corrupción” por parte del gobierno de Temer. Recordó que la policía registró las oficinas de Geddel Vieira Lima, quien es exministro del gobierno de Temer, para ver el origen de los 51 millones de reales aprehendidos en Salvador de Bahía. Cabe mencionar que -según “Notiamerica”- el apartamento no poseía ningún tipo de inmobiliario y el dinero se encontraba guardado en unas maletas.Resultado de imagen para pepe y lula

“Temer no tiene autorización del propio congreso para conseguir mayorías en la Cámara y en el Senado. Sin embargo, igual impulsa las acciones. Para la izquierda es el peor momento que podría acontecer, porque este hecho evidencia que ser un diputado no interesa, puedo ser torturado y preso como lo que vivimos en el 64”, agregó.

Lula no puede ser candidato porque la derecha ha “hecho de todo para impedirlo”. “Ellos estaban preocupados de que Lula pueda ser candidato y por eso lo acusaron de que ganó un apartamento por coimas. Sin embargo, ese apartamento está a nombre de una empresa y no de Lula. Además, él no vivió en ese lugar. Sin embargo, ellos siguen insistiendo en que ese apartamento es de Lula”.

Si Lula es prohibido de candidatearse, “va a pasar una tragedia”. “No hemos vivido un período tan duro como el de ahora en la política brasilera. Si hay un periodista que escribe la verdad de lo que está pasando, le dicen que es comunista, terrorista y es juzgado. Además, lo caracterizan como un opositor de la familia y de la religión. Por tanto, en Brasil opera una mentira fundamentalista y una dictadura total”, agregó.

La situación de Brasil es “muy similar” a la que vivió Alemania con Hitler. Afirmó que aquella época presentó un período de crisis profunda de los valores y fue en ese momento que surgió un personaje que hablaba bien y que decía que los únicos perfectos en la faz de la tierra eran los que pertenecían a la raza aria. “En Brasil se está imponiendo el discurso de que el perfecto es el hombre, de sexo masculino, blanco, que no tiene ninguna deficiencia física, que es heterosexual, cristiano y tiene poder adquisitivo. Se alega que ese ciudadano tiene derecho a portar armas para matar a aquellos que no tienen la pigmentación ´adecuada´. Eso es lo que infelizmente está empezando a pasar. En tan poco tiempo, hemos tenido consecuencias peores que las que se vivieron en el período en la dictadura”.

Imagen relacionada

Mencionó que Brasil se está aprobando muchas reformas, entre las que se destaca la laboral. “Son iniciativas que agradan a la élite y que patrocinan a los grandes capitales. Todo esto indica queestamos viviendo una dictadura, que no es militar sino civil. Todo lo que viene del pueblo va en contra de lo que plantea el gobierno, por lo que las autoridades utilizan la violencia para frenar las ideas populares. En términos generales, en Brasil, al igual que Argentina y otros países de la región, se está atacando todos los derechos sociales que fueron conquistados a lo largo de los últimos 30 años”.

Afirmó que Michel Temer -presidente de Brasil- está aplicando un programa liberal “extremo” y señaló que el gobierno está fundado en corrupción. “Hay pruebas más que suficientes.  Ellos están trabajando contra el movimiento de mujeres, los gays, lesbianas y contra el arte. Entran a los museos y los cierran cuando tienen una obra de arte que cuestiona la religión, la familia y ´las buenas costumbres´. Es terrible lo que está ocurriendo en Brasil”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *