Barça con Mina en el banco y sin Messi le ganó al Málaga

El Barça también sabe ganar sin Messi

AFPLa convocatoria de Mina se debió a que Lionel Messi es padre por tercera ocasión y por eso se encuentra reunido con su esposa.

El defensa colombiano marcó de penal uno de los cuatros goles con que el Barcelona derrotó al Español en la Supercopa de Cataluña.

A la ausencia del astro del fútbol se unen las de Nélson Semedo, Denis Suárez y Andrés Iniesta, quienes son baja por lesión.

La lista de 18 jugadores que estarán dispuestos para enfrentar el duelo la conforman Ter Stegen, Piqué, I. Rakitic, Sergio, Suárez, O. Dembélé, Cillessen, Coutinho, Paulinho, Paco Alcácer, Jordi Alba, Digne, S. Roberto, André Gomes, Aleix Vidal, Umtiti, Yerry Mina y Vermaelen.

Media hora duró la oposición del colista y prácticamente desahuciadoMálaga a un líder que enseñó músculo sin la presencia de Leo Messi, ausente por su paternidad. Consiguió el equipo de Valverde que la noticia no fuese la baja del astro argentino sino la capacidad del conjunto para brillar de manera coral. Eso sí, en el debe quedará la incapacidad para golear a un rival que se quedó con diez a la media hora de encuentro. Luis Suárez asumió la responsabilidad y lideró el triunfo, y estuvo bien secundado por Coutinho, autor de un gol, y Dembélé, que empieza a dar muestras de su enorme potencial.

Valverde no quiso arriesgarse a un nuevo pinchazo y concedió la titularidad a su mejor once, al menos al más lógico en ausencia de Messi. Con el Chelsea en el horizonte y ante el colista del campeonato, cualquiera habría dado descanso a Piqué, aquejado de unos problemas en la rodilla, o a alguno de los laterales. No se fiaba el extremeño, que daba tanta importancia a este encuentro como a cualquier otro.

Samuel vio la roja directa por una salvaje entrada sobre Jordi Alba a la media hora

Su apuesta fue acertada por el resultado, pero alguien podría pensar que fue temeraria al ver la salvaje entrada de Samuel que dejó en la lona aJordi Alba a la media hora de partido. El jugador del Málaga vio la tarjeta roja, pero una lesión de gravedad era mayor contratiempo que el beneficio que suponía jugar con un hombre más durante una hora. Finalmente, Alba no tenía más que un golpe y nada impedirá que juegue ante el Chelsea.

Para entonces el Barça ya había resuelto el partido con dos goles de enorme belleza. El primero nació de un centro de Alba que Luis Suárez dirigió con enorme mimo hacia la red con la cabeza. De nuevo el lateral era protagonista y, en ausencia de Messi, Luis Suárez se convertía en su beneficiario principal. El uruguayo completó con este tanto una marca al alcance de pocos delanteros, marcar a todos sus rivales en la Liga desde su llegada hace cuatro temporadas.Ousmane Dembele, durante el partido ante el Málaga

El gol tranquilizó al Barça y acomplejó todavía más a un Málaga que jornada a jornada ve el abismo más de cerca. Con 13 puntos, esta derrota le deja a 11 puntos de la salvación a falta de 10 partidos, con siete derrotas consecutivas. Con ventaja en el marcador el Barça se estiró aun más y encontró en Dembélé un arma fantástica para tener mayor profundidad.

El nivel de actividad del francés fue mayor que de costumbre y volvió a ser protagonista con una fantástica jugada individual. Se sirvió de ello Coutinho para hacer el segundo gol con un taconazo de enorme clase dentro del área pequeña. El gol fabricado por los jugadores más caros de la historia del Barça supuso un placer para la afición y un alivio para la entidad.

Dembélé está más cerca cada día de ser ese extremo endemoniado que vuelva loco a cualquier lateral rival

Y mientras el brasileño continúa demostrando su gran adaptación al juego del equipo, el francés sigue amenazando con ser ese extremo endemoniado que vuelva loco a cualquier lateral rival. Es evidente, al menos eso espera el aficionado azulgrana, que no ha alcanzado su máximo nivel. Lo sabe Valverde, que lo mima en lo físico y en lo psicológico. Pero el de Málaga es un paso importante en su crecimiento, quizás insuficiente, eso sí, para ser de la partida ante el Chelsea.

Con un hombre menos y dos goles abajo, el Málaga se fue a tumba abierta a por el gol. En-Nesyri mereció mejor premio en dos remates claros, pero la fortuna no estuvo esta noche del lado del modesto. Y mientras la grada pedía la marcha del jeque Al-Thani, en el campo su equipo se deshacía como un azucarillo.

El centrocampista del Málaga Samuel García 'Samu' (i) recibe la tarjeta roja ante varios jugadores del Barcelona

Con el partido en el bolsillo, el Barça intentó buscar más goles en el segundo tiempo, pero había perdido parte de la tensión del inicio. Y, sobre todo, el de Valverde se convirtió en un conjunto de grandes individualidades. Coutinho, Luis Suárez y Dembélé intentaron en exceso el lucimiento personal y eso perjudicó al conjunto. Pocos disparos tuvo que atajar Roberto, que en la primera parte había sido el mejor de su equipo.

En el minuto 70 Valverde dijo basta y retiró a Sergi Roberto y a Jordi Alba. Daba por concluido el partido que su equipo tenía en el bolsillo desde 40 minutos antes y empezaba a pensar en el Chelsea. Quizás su equipo había empezado a hacerlo antes que él y por eso se le perdonará al líder no golear al colista con un hombre más.

Lo que viene el miércoles es más importante y el rival de esta noche no puso demasiada oposición. Por todo ello, el Barça bajó las revoluciones desconectó del partido mentalmente y no logró incrementar la distancia en el marcador. Por eso y porque, aunque el Barça haya evitado que sea la noticia, esta noche sobre el césped no estaba Leo Messi.

Ficha técnicaMálaga, 0 – Barcelona, 2

Málaga CF: Roberto; Rosales, Luis Hernández, Ignasi Miquel, Ricca; Samu, Lacen, Iturra, ‘Chory’ Castro (Lestienne, m. 60); Rolan (Succes, m. 77) y En-Nesyri (Ideye, 77).

FC Barcelona: Ter Stegen; Sergi Roberto (André Gomes, m. 73), Umtiti, Piqué, Jordi Alba (Digne, m. 76); Rakitic, Busquets, Paulinho, Coutinho; Dembelé (Aleix Vidal, m. 84) y Luis Suárez.

Goles: 0-1, M. 14: Luis Suárez. 0-2, M. 28: Coutinho.

Arbitro: Martínez Munuera (Colegio Valenciano). Mostró tarjeta amarilla al malaguista Iturra (m. 48), y roja a Samu García (m. 29), y al futbolista del Barcelona Luis Suárez (m. 83).

Incidencias: Partido correspondiente a la vigésima octava jornada de Liga de Primera División diputado en el estadio de La Rosaleda ante 27.000 espectadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *