Jeanne Barret: la primera mujer en circunnavegar la Tierra

Imagen relacionadaMucha gente sabe que la 1a.perra en el espacio (1957) se llamaba Laika. Otrops más el nombre de la primera astronauta: la cosmonauta soviética Valentina Tereshkova lanzada al espacio en 1963, seis años después de la perra Laika.

Antes una cabra que una mujer

Nuestra ignorancia en cuanto a las hazañas femeninas se refiere no es ni mucho menos una novedad. Tras la muerte de Magallanes en Filipinas en 1521, Juan Sebastián Elcano y los 17 supervivientes de la tripulación de la nao Victoria fueron los primeros hombres en circunnavegar la Tierra. Pero como pasaría medio milenio más tarde con Laika y Valentina Tereshkova, daría primero la vuelta al mundo una cabra antes de que lo hiciera una mujer. Esta cabra (se desconoce su nombre) no sólo circunnavegó la Tierra en el Dolphin bajo las órdenes de Samuel Wallis, sino que repitió la hazaña en el histórico viaje de descubrimiento del capitán Cook en el Endeavour. Por lo tanto, dicha cabra, que dio la vuelta al mundo dos veces, estuvo en Tahití en 1767 con Wallis y, dos años más tarde, con Cook. El doctor Samuel Johnson, que recibió a Wallis en su casa en Londres, incluso se animó a dedicarle unos versos en latín a la intrépida cabra.Resultado de imagen para Jeanne Baret

Entre los viajes de Wallis y Cook arribó a la Polinesia en la fragata Boudeuse Louis-Antoine de Bougainville, junto con L’Étoile, una embarcación más pequeña en la que viajaba el naturista Philibert Commerçon. Éste llevaba tantos instrumentos y trastos que el capitán acabó cediéndole su camarote al científico y su criado, Jean Baret.

Tanto en los barcos franceses como el los ingleses, no navegaban más que hombres. O así se pensó antes de que arribara a Tahití la expedición de Bougainville. Nada más pisar tierra, se dieron cuenta los polinesios de que Jean Baret era en realidad una mujer, es decir, Jeanne Baret, la joven amante de Commerçon. Jeanne Baret o Jeanne Barret (pseudónimo Jean Baré) nacida en La Comelle, Francia, 27 de julio de 1740, murió en Saint-Aulaye, Breuilh, Francia, 5 de agosto de 1807, botánica francesa, la primera mujer en circunnavegar el mundo, disfrazada de hombre.

Esta mujer no volvió enseguida a Francia, sino que pasó varios años en la isla de Mauricio. Así que, pese a haber tenido que embarcar en Imagen relacionadaFrancia disfrazada de hombre, se convirtió en la primera mujer en circunnavegar la Tierra hasta 1775, cuando por fin regresó a casa. Pero no fue hasta 1785 que el ministerio de la Marina, en reconocimiento de la importancia de su aportación a los descubrimientos de Commerçon, le asignara una pequeña pensión anual.

En doscientos años tampoco hemos avanzado tanto, por eso será mejor que nos acostumbremos a las proezas de mujeres que vendrán

En cuanto a la cabra que circunnavegó dos veces la Tierra, el almirantazgo británico la obsequió con un collar de plata y una pensión vitalicia que disfrutó paciendo a su gusto en unos verdes prados la mar de apetitosos.

Si el XIX y el XX fueron dos siglos de hazañas masculinas –el primer hombre en remontar el Nilo, el primero hombre en alcanzar el cima del Everest, en primer hombre en la Luna…- el siglo XXI promete ser de hazañas femeninas. Porque sin ir más lejos, ya hemos visto cómo los estadounidenses han tenido a bien elegir primero a un negro (mulato, según la RAE) y después a un energúmeno, antes que a una mujer, y eso que incluso un país musulmán como Pakistán ha tenido una primera ministra, Benazir Bhutto, que sin embargo fue asesinada por sus furibundos enemigos en el 2007.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *