AGUADA

Como quiera que la mayor parte de la feligresía de la parroquia de San Benito, se encontraba al otro lado de la Quebrada de Don Martín Ropero, en el sitio de La Aguada, con tierras fértiles, abundantes aguas y finas maderas, mediante apoderado, el padre MANUEL ROEL Y VELASCO, solicitó su traslación ante las autoridades españolas de la época, lo cual se dio, mediante Decreto del 7 de junio de 1775, proferido por el Vierrey MANUEL DE GUIRIOR, con lo que se dió legal creación de nuestro Municipio. En sus inicios fue denominada “SAN BENITO DE LA AGUADA”, nombre que fue modificado por el de LA AGUADA, a mediados de 1803, cuando el Virrey de la época debió firmar el correspondiente Decreto que erigia a SAN BENITO como Parroquia independiente, teniendo en cuenta que la autoridad eclesiástica en cabeza del Arzobispo de Santa Fe, Dr. FERNANDO DE PORTILLO Y TORRES, el 5 de marzo del mismo año, aprobó su erección como nueva Parroquia.Para la época de su fundación, el territorio de LA AGUADA estaba conformado, además, por lo que hoy es el Municipio de LA PAZ, que fue segregado y erigido en Parroquia en el año de 1793, en virtud de la intervención del Presbitero español Dr. José Ramón Blanco y Viana. Así mismo, por parte del terriorio de El GUACAMAYO, que fue creado como Parroquia por Decreto 223 del 28 de julio de 1932, emitido por el Obispo Dr. Leonidas Medina, instituido como Municipio por ORDENANZA No.11 del 15 de diciembre de 1956, por la cual, se segregó el territorio correspondientes a los Corregimientos de EL GUACAMAYO, LA LAGUNA y SANTA RITA.  Esta ordenanza fué demandada por nuestro Municipio atendiendo que la población se redujo en mas de la mitad, asi como los ingresos a una tercera parte, la que fue decidida negativamente por el CONSEJO DE ESTADO en fallo del 12 de Junio de 1963.Todo el material historico que aquí se presenta, es fruto de la profunda investigación efectuda por el Ilustre Hijo de la AGUADA, el Padre ALBERTO E. ARIZA S. y plasmado en su obra “LA AGUADA, en la Provincia de Vélez, Departamento de Santander (COLOMBIA)” Imp. Juan Bravo, 3 MADRID. 1962, de la cual se transcriben dichos apartes, en forma textual (salvo lo reseñado con *[ ] y faltando algunos pies de páginas)y sin ningún interes distinto a que se conozca y valore su obra, y a su vez, que se cumpla el objetivo que el ilustre historiador perseguia, al sentirse orgulloso de su terruño, que propios y extraños, conozcan las infintas bondades de esta tierra.

Fué consultado un ejemplar que, para bien de todos los AGUADEÑOS, aun reposa en la Biblioteca de la ACADEMIA COLOMBIANA DE HISTORIA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *