HORACIO SERPA, archivó indagación preliminar contra el presidente Belisario Betancur y su ministro de Defensa

Como miembro de la Comisión de Acusación de la Cámara de Representantes

Este viernes se conmemoran 35 años del holocausto del Palacio de Justicia y los resultados en las múltiples investigaciones son más bien discretos. La sanguinaria toma por parte del M-19 del claustro de la justicia, el 6 y 7 de noviembre de 1985, cobró la vida de una decena de magistrados y 109 civiles, incluyendo once personas desaparecidas. Los 35 subversivos que participaron de la toma resultaron muertos.

Con relación a las responsabilidades penales en cuanto a altos mandos, este es el balance: dos generales y un coronel han sido procesados. Se trata del general Jesús Armando Arias Cabrales, excomandante de la Brigada XIII; el general Iván Ramírez Quintero, comandante de Inteligencia del Ejército, y el coronel Edilberto Sánchez Rubiano, quien fue jefe del B2 a donde fueron conducidas muchas de las personas que salieron vivas del Palacio. También fue procesado el coronel Alfonso Plazas Vega, quien finalmente fue absuelto por la Corte Suprema de Justicia en casación.

En lo que tiene que ver con responsabilidades políticas de alto nivel, el asunto le correspondió a la Comisión de Acusación de la Cámara de Representantes y allí se decidió archivar la indagación preliminar que se abrió contra el entonces presidente Belisario Betancur y su ministro de Defensa. Esta decisión fue tomada por tres representantes, encabezados por Horacio Serpa, quien falleció este fin de semana.

Con Serpa firmaron Carlos Mauro Hoyos, asesinado por Pablo Escobar en 1988, siendo Procurador, y el representante por Norte de Santander, Darío Alberto Ordóñez Ortega.

Este fue el resuelve de esa comisión, que es el tribunal de los aforados y de cuya eventual acusación depende un juicio político ante el Senado: “No hay lugar a intentar acusación ante el Senado de la República contra el presidente doctor Belisario Betancur Cuartas y su ministro de Defensa, general Miguel Vega Uribe, por razón de los hechos ocurridos durante los días 6 y 7 de noviembre de 1985 en relación con la toma por parte del M-19 del Palacio de Justicia, y, en consecuencia, ARCHÍVESE el presente informativo”.

Cuando Serpa suscribió esa decisión trascendental, un año después del holocausto del Palacio, tenía 43 años y aún estaban por venir los días más agitados de su vida política.

Este es el documento con la firma del desaparecido dirigente liberal:© Proporcionado por Semana Indagación preliminar que se abrió contra el entonces presidente Belisario Betancur y su ministro de Defensa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *